Epitrocleitis o codo de golfista

Epitrocleitis o codo de golfista

Ya en su momento hablamos del codo de tenista, hoy nos toca hablar de la famosa epitrocleitis o codo de golfista. Da igual que no juegues al golf, esta lesión es muy común en personas que no han utilizado un palo en su vida.

Comenzaremos describiendo esta patología, de sus causas, tipos, pasaremos por los síntomas, de como se diagnostica y de cual es tu tratamiento correcto según los estudios de evidencia científica. Por que como sabéis, no todo es masajito. A su vez comentaremos como podemos prevenir esta lesión.

Epitrocleitis o codo de golfista
Epitrocleitis o codo de golfista

¿Qué es la epitrocleitis o codo de golfista?

Es una lesión que pertenece a la región del codo. En concreto a la parte interna del codo, afectando a la inserción del tendón común epitroclear y en especial a la musculatura flexora del antebrazo.

Se asocia a los jugadores de golf por el tipo de Swing o golpe en este deporte. La biomecánica es llevar el palo hacia atrás con una rotación de hombro, pero se finaliza impactando con una flexión de muñeca (no quiero meterme mucho en biomecanica, eso la dejaremos a los expertos).

Pasará como en el padel, una mala técnica en el golpeo hará que utilicemos mas la muñeca y menos el hombro. “Pero yo no juego al golf, me ha pasado igualmente” No solo ocurre en este deporte, se produce en otro deportes como el padel, la jabalina y trabajos manuales como la carpintería o mecánicos al realizar movimientos repetitivos.

¿A quien afecta esta lesión?

Afecta al tendón, que es la unión de estos 5 músculos:

  1. Pronador redondo
  2. Palmar mayor
  3. Palmar menor
  4. Cubital anterior
  5. Músculo flexor común superficial de los dedos de la mano

¿Por qué se produce y cual son las causas de esta lesión?

Entre sus causas están como la mayoría de tendinopatias, el sobreuso y los movimientos repetitivos que afectan a la unión miotendinosa que provocará inflamación o un proceso degenerativo del tendón dependiendo si estamos ante una tendinitis o tendinosis.

Recuerda que nos gusta modificar el termino tendinitis por tendinopatía, ya que la mayoría de lesiones de tendón no existe un proceso inflamatorio, si no que se produce un efecto de deterioro del tendón con microroturas.

¿Qué síntomas produce?

Dolor a la palpación, al movimiento y al estiramiento. En momentos agudos el dolor se intensifica durante la actividad deportiva o laboral y cede en reposo. En estados mas avanzados puede verse modificado por dolor continuo.

Limitación de movimiento, al producir dolor.

Posibilidad de inflamación y/o engrosamiento del tendón.

Debilidad muscular

✅Sensación de falta de sensibilidad y hormigueo (menos frecuente)

Lesión codo medial
Codo medial

¿Cómo se diagnostica?

Como siempre decimos, mediante una historia clínica basada en test ortopédicos podemos valorar la existencia de una posible tendinopatía, pero tendremos que recurrir a las pruebas de imagen para valorar el tejido afectado, en concreto en una ecografia o una resonancia magnetica si fuese necesario para valorar depósitos de calcio y engrosamientos del tendón.

Debemos valorar el grado de movilidad, la fuerza de prensión.

Descartaremos patologías como puntos gatillos activos de pronador redondo, y de patología articular o nerviosa mediante los test neurodinamicas del cubital y mediano para descartar compresión del nervio.

Tratamiento

El tratamiento irá enfocado a regenerar ese tendón dañado. Una vez hayamos valorado la patología. Utilizaremos las siguientes técnicas de tratamiento:

Ejercicio terapéutico, en concreto comenzaremos con ejercicios isométricos para modular el dolor. Será fundamental adaptar cada ejercicio al cada paciente. Iremos aumentando en intensidad y carga con pesas, gomas elasticas hacia el ejercicio excéntrico y concéntrico.

Terapia manual para modular el dolor y ganar rango articular. Utilizaremos técnicas como Mulligan o Maitland para calmar el dolor y poder adaptarlo y acompañarlo al ejercicio.

Electrolisis percutanea, para estimular la regeneración del tejido afectado, obligatorio acompañar con ejercicio.

Diatermia para ayudar a regenerar el tejido.

✅Otros tratamientos como la punción seca o masaje y los TENS pueden ayudar a desactivar los puntos gatillos activos y a modular el dolor.

Tratamiento (no diré que no funcionan para evitar lios) que no aconsejo:

⛔Magnetoterapia, ultrasonidos, ventosas, microondas, onda corta, kinesiotape entre otras.

Lo que mejor funciona y el tratamiento ?GOLD STANDARD? para este tipo de lesiones el ejercicio durante almenos 8-12 semanas. ¿Pero por que tengo que hacer ejercicio si estoy lesionado?, ¡me lo voy a lesionar mas!” <– Lee ese articulo y te explicamos la importancia del ejercicio terapéutico.

Ejercicio con pesas para codo
Ejercicio epitroclea

¿Cómo puedo prevenirla?

Imagino que has tenido alguna vez este tipo de lesión, o por el contrario algún compañero o amigo la ha sufrido y quieres prevenirla.

Lo que te recomiendo es que realices 2-3 días por semanas ejercicios de antebrazo para prevenir la Epicondilitis y Epitrocleitis no te quitará mas de 10 minutos al día. Ejercicios con pesas o con gomas elásticas te ayudarán a tolerar mejorar la carga del tendón y por lo tanto a prevenir este tipo de lesiones.

Conclusión:

Imagino que si estas leyendo esto es porque tienes dolor de codo, juegas al golf o tu trabajo es de factor de riesgo para este tipo de lesiones.

Si ya la tienes instaurada ve al profesional sanitario que te valore y comiences cuanto antes. Es una lesión que es lenta y larga por lo que te recomiendo paciencia.

Deja de dar vueltas con tratamientos “novedosos” y que le han funcionado muy bien a tu primo, el mejor tratamiento es siempre el ejercicio, pero necesitarás paciencia y tiempo ?? para que el tendón se regenere. Te aseguro que te recuperarás.

?⛔Evita las infiltraciones de corticoide, dañarán tu tendón a futuro y lo degenerarán mas.

Si te ha gustado este artículo ✏️déjanos un comentario y/o comparte para que pueda llegar a mas personas.

¿Te ha parecido interesante el artículo?

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, promedio: 2,50 de 5)
Cargando...

Bibliografía:

  • García, A. D., Francos, R. G., Fernández, A. R. G., López, M. J. I., García, S. J., Díaz, L. G., … & de Salas, F. J. M. (2019). Revisión y actualización de las técnicas de imagen utilizadas para el diagnóstico de la epitrocleitis. In Actualización en salud para la mejora de la calidad de vida: Volumen III (pp. 67-72). Asociación Universitaria de Educación y Psicología (ASUNIVEP).
  • Vega, F. J. M. (2017). Fisioterapia en las lesiones de codo por epicondilitis y/o epitrocleitis (Doctoral dissertation, Universidad de Cádiz).
  • Lafuente, J. A., Navlet, M. G., Ibán, M. R., & Pequerul, J. G. (2018). Epicondilitis medial. Manejo terapéutico. Rev Esp Artrosc Cir Articul25(2), 110-8.

Guía de Fisioterapia

Fisioterapeuta. Especializado en Terapia manual y ejercicio terapeútico. Especialista en fisioterapia deportiva. Posgrado especialista Síndrome Dolor Miofascial Punción seca

Ver todas las entradas de Guía de Fisioterapia →

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad