Condromalacia rotuliana

Condromalacia rotuliana o Síndrome femoropatelar

Patología muy frecuente de la rodilla, también conocida como condropatía rotuliana. Se debe a un desgaste del cartílago de la rótula. En este artículo vamos a comentar todo lo relacionado con la condromalacia y os daremos recomendaciones que podréis hacer para aliviar el dolor. ¿Qué síntomas tiene?, ¿Cuál es su diagnostico?, ¿Cómo se trata? Os daremos una serie de pautas para que mejoréis.

Recordad que ese desgaste no lo vais a recuperar, el cartílago no se regenera, lo que si vamos a poder actuar es sobre su sintomatología y con una serie de cuidados en el día a día vamos a conseguir no tener dolor. ¿Que serie de cuidados? Sobretodo ejercicios isométricos de rodilla

¿Qué es la condromalacia rotuliana?

Antes de hablar de la patología tenemos que hablar un poco de anatomía de la rodilla (no me meteré mucho). En la articulación de la rodilla tenemos el fémur y la Tibia, por la parte anterior de esta disponemos de la rotula que es un hueso que se mueve hacia arriba o abajo dependiendo del movimiento de flexión o extensión de la rodilla.

Ese hueso tiene su cartílago que amortigua el roce con la rodilla. Cuando ese hueso se “desvía” o se produce un desgaste mayor produce roce con el cóndilo. Por lo que una lesión de condromalacia rotuliana se debe al cartílago que esta por dentro, produciendo roce con el fémur.

Condromalacia rotuliana, anatomia.
Anatomía de la rodilla. Condromalacia rotuliana

Tipos de condropatía:

  • Grado I: Aparecen cambios muy leves en el cartílago con pequeñas deformaciones. No sobrepasa los 0,5mm.
  • Grado II: Se aprecia una fisura dentro del cartílago, alrededor de 1 cm.
  • Grado III: En este grado ya existe una afectación mas severa de condromalacia con fisuras mas profundas.
  • Grado IV: Desgaste total del cartílago, puede incluso hasta aparecer por completo.

¿Cuál son sus causas?

Es una patología mas frecuente en mujeres que en hombres, pudiendose presentar tanto a jóvenes como a personas mayores. Existen diversas causas y factores de riesgos que producen la aparición de la lesión, entre las que encontramos:

Anomalías estructurales, la rotula tiene movimiento de ascenso y descenso, una rotula mal alineada tanto de forma externa o interna puede hacer que produzca rozamiento con partes del cóndilo. Otro aspecto a tener en cuenta es una malformación de la rotula, un varo-valgo de rodilla producirá una mala alineación de la rótula.

Desequilibrio muscular, normalmente del cuadriceps por debilidad o hipotonía del vasto interno.

Inestabilidad articular, debido a hiperlaxitud o problemas ligamentosos.

Actividades deportivas o laborales, produciendo una sobrecarga sobre la parte anterior de la rodilla durante muchas horas, como por ejemplo subir y bajar escaleras, mantener posturas agachado, etc.

Obesidad, el aumento del índice de masa corporal hará que el cartílago sufra más.

Otras: Traumatismos en la rodilla, insuficiencia vascular en el hueso subcondral.

Síntomas

Dolor en la parte anterior de la rodilla, sobretodo al movimiento de subir y bajar escaleras.

Limitación del movimiento, especialmente en movimientos de flexión forzada de rodilla.

✅Crepitación o chasquidos de la rótula

✅Derrame articular

✅Sensación de hinchazon, aunque no es una patología inflamatoria, muchos pacientes comentan esta sensación.

Síndrome femoropatelar
Síndrome femoropateral

¿Cómo se diagnostica?

Será necesario una historia clínica por parte del profesional, aunque he de decir que es una patología que puede ser asintomática, existen también test ortopédicos poco fiables como es la prueba de Zholen o prueba del cepillo, ya que produce muchos falsos positivos. Pruebas ortopédicas:

  • Prueba de la bailarina, se mueve la rotula para descartar y observar derrame articular.
  • Desplazamiento de la rotula hacia lateral y medial para valorar hiperlaxitud.
  • Prueba de Zholen o cepillo para valorar desgaste articular de la rotula.
  • Prueba de McConell para valorar artrosis retrorotuliana.

Una vez realizado una anamnesis valorando en conjunto la rodilla descartando puntos gatillos activos de cuadriceps o vastos, meniscos de la rodilla, ligamentos laterales, tendinopatía rotuliana, etc.

Realizaremos una prueba de imagen para valorar el estado del cartílago, en este caso una radiografía simple para observar el espacio articular. Si fuese necesario se podrá realizar una resonancia magnética.

¿Cuál es su tratamiento?

No vamos a conseguir un tratamiento para regenerar el cartílago, eso te lo aseguro. Lo que si vamos a realizar es un tratamiento para reducir dolor y por lo tanto poder readaptarnos a la vida normal. El tratamiento en una primera fase podrá ir de la mano del tratamiento médico con AINES para aliviar dolor.

El tratamiento se centrará en su 70% en ejercicio terapéutico fundamental para modular el dolor. Tendremos que evitar ejercicios donde el centro de gravedad se sitúe justo en la rodilla.

Terapia manual mediante movilizaciones de rodilla. Tratamientos como Mulligan, Mc Conell, Maitland para modular dolor y ganar rango articular. Podremos trabajar para ganar flexión de rodilla con movimientos accesorios de rotaciones.

✅Ejercicio terapéutico, será fundamental la parte de ejercicios isométricos de rodilla diarios, para ir aumentando a ejercicios mas complejos.

Control motor actuaremos sobre esa “mala alineación” de rodilla, trabajando el control motor de los vastos de la rodilla.

✅Nutrición imprescindible a la hora de reducir cargas sobre la rodilla.

Estudio de pisada en caso de tener un desequilibrio y poder corregir el varo-valgo.

✅Bicicleta y elíptica son buena opción para tonificar el cuadriceps.

Punción seca para los puntos gatillos activos del cuadriceps.

No pierdas el tiempo con técnicas como la magnetoterapia para regenerar tejido, ultrasonidos, microondas, onda corta, cartílagos de tiburón y flores del Himalaya.

Conclusión

Si te han diagnosticado condromalacia rotuliana independientemente del grado, el mejor tratamiento que vas a realizar es el ejercicio. Ejercicio adaptado, para evitar que el centro de gravedad incida sobre la rótula.

En una primera fase evita subir y bajar escaleras, sentadillas y dedícate a realizar ejercicios isometricos dos veces al día. No sabes los beneficios que te traerán este tipo de ejercicios, son increíbles!

Evita los tratamientos que se basan en magnetoterapia, laser y onda corta, que no te vendan la moto 🛵⛔ lo mejor es que te vayas a casa a realizar ejercicios.

Si te ha gustado el articulo ✏️déjanos un comentario y comparte en redes sociales para que podamos seguir creciendo y llegando a mas personas.

¿Te ha parecido interesante el artículo?

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (3 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando...

Bibliografía:

  • Corbí Peidró, S. (2017). Prevencion de la condromalacia rotuliana.
  • Calle Carmigniani, J. C. (2017). Prevalencia de las lesiones osteomusculares presentadas en deportistas que acudieron al Instituto de Medicina del Deporte y Ortopedia (IMDO) de la ciudad de Guayaquil en el periodo 2015.
  • Domínguez Gasca, L. G., Magaña Reyes, J., & Domínguez Carrillo, L. G. (2019). Síndrome femoropatelar por condromalacia rotuliana grado IV. Acta Médica Grupo Ángeles, 17(1), 72-74.

Guía de Fisioterapia

Fisioterapeuta. Especializado en Terapia manual y ejercicio terapeútico. Especialista en fisioterapia deportiva. Posgrado especialista Síndrome Dolor Miofascial Punción seca

Ver todas las entradas de Guía de Fisioterapia →

4 comentario en “Condromalacia rotuliana o Síndrome femoropatelar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad